El erotismo en la discapacidad

La sexualidad es una parte muy importante en la vida psíquica de todo sujeto sea cual sea la condición de la persona, tiene el derecho de vivir una sexualidad plena hasta donde sus capacidades lo permitan sin que nadie trate de impedirlo. Hoy en día la sexualidad sigue siendo un tabú en nuestra sociedad, más aún cuando se habla de sexualidad y erotismo en las personas con discapacidad; se sigue entendiendo este tema como algo mal visto. Hoy en Educación Sexual hablaremos sobre el erotismo en la discapacidad.

Las personas discapacitadas generalmente se entienden como personas asexuales, personas dentro de las cuales los deseos sexuales no se desarrollan de manera correcta o “normal”. Este tipo de creencias son las que llevan a estas personas a una serie de dificultades al momento de empezar a desarrollarse en el campo de lo sexual.

La discapacidad no debe ser un obstáculo para que quien la padece pueda vivir una vida sexual y psíquica plena y llena de satisfacciones. Generalmente a estas personas no se les tiene incluidas en las jornadas sexuales, pláticas informativas y programas de prevención y salud sexual, lo que puede entenderse desde cierto punto como una manera de discriminación.

La organización White Hands o manos blancas tiene como objetivo ayudar a las personas con discapacidad a complacer sus deseos y necesidades sexuales, esto en Japón. Con la premisa de que todas las personas tienen derecho a vivir una vida plena en la que tengan las posibilidades de satisfacer sus necesidades, esta organización ofrece ayuda a las personas que buscan practicar una vida sexual plena.

Sin embargo esto no ocurre en América Latina, en donde no se conocen las técnicas indicadas para abordar el tema de la sexualidad en la discapacidad; no se sabe si las personas con síndrome de Down deben ser educadas en el tema de la sexualidad y de la planificación familiar. Se ignora también de qué maneras se podría ayudar a estas personas a vivir su sexualidad sin tener que sentir que se hace mal hablando este tema con los discapacitados.

Un impedimento infranqueable parecería aparecer ante nosotros en el momento en que la discapacidad que afecta a la persona, insensibiliza sus miembros impidiendo la sexualidad como la platican en las escuelas o como se conoce generalmente. Lo que falta es pensar a la sexualidad de manera distinta, en donde el acto sexual no forzosamente sea limitado a la copulación, que se busquen alternativas con otras características, que se implementen y se amplíen los conceptos que se tienen sobre el erotismo y no solamente para las personas discapacitadas.

Deja un comentario

*