Niños: ¿Cómo responder a su curiosidad respecto al sexo?

Tanto los niños como las niñas tienen o encuentran infinidad de motivos para preguntar acerca del sexo. La vida cotidiana de hoy en día, más que nunca, quizás, hace de este tema que fue tan reservado algo casi común y corriente.

En la actualidad los niños ven tampones en los supermercados, preservativos, o mujeres embarazadas, o parejas de hombres o de mujeres… Incluso en sus propios hogares, niñas y niños encuentran fácilmente información referente al sexo, siendo la TV la fuente más productiva para ello.

En esta realidad se torna casi que imposible no hablar de sexo con los niños y las niñas. La posibilidad de que se creen conceptos erróneos para su propio futuro en esa edad está muy latente y es por eso la gran conveniencia de tomar los recaudos necesarios. De alguna manera este será el comienzo de su vida sexual.

Lo primero y fundamental a la hora de hablar con niños y niñas acerca de sexo es hacerlo con absoluta sinceridad y con la información más verídica posible. De esta manera se comienza previniendo miedos y situaciones futuras no deseadas, como podría ser un caso de abuso sexual o un embarazo no deseado.

Es crucial saber que los niños aprenderán de modo espejo cómo se les enseña, en tanto actitud y a cómo se les habla; aprenden a ser honestos si se es honesto con ellos o agresivos si se les enseña con violencia.

A la hora de comenzar a hablar de sexo con niños y niñas es muy normal el hecho de sentir incomodidad o vergüenza. Ante esto es buena solución ser conscientes de que los niños no tienen experiencia en el tema, y lo que los mueve a preguntar y querer saber es únicamente su curiosidad.

Deja un comentario

*