Todo lo que debes saber antes de planear un embarazo

Planificar un embarazo es mucho más que sólo dejar de usar un método anticonceptivo, se trata de aquellas medidas preventivas que debe realizar ambos miembros de la pareja por lo menos tres meses antes de comenzar la búsqueda como parte de una buena educación sexual y la búsqueda de la salud de la pareja y del hijo que engendren juntos.

Estudios indican que sólo el 19% de las mujeres acuden al ginecólogo para planificar su embarazo y comenzar a cuidarse; es de gran importancia que la pareja visite al médico antes de intentar el embarazo para darle tiempo a ambos gametos para que se formen y maduren, además, si no se han realizado análisis clínicos (como el de RH) es vital conocer si el tipo de sangre de ambos es compatible y descartar posibles enfermedades que puedan transmitirse al feto o impedir su desarrollo, como los miomas uterinos que, de no detectarse a tiempo pueden provocar un aborto espontáneo o impedir la fecundación.

Algunas clínicas de salud integral de la mujer cuentan con paquetes de embarazo que incluyen consultas, análisis clínicos, ultrasonidos y el parto o cesárea, lo que podemos aprovechar para ir pagando poco a poco y prevenir los gastos inesperados y compras por pánico al final. Además, es un ahorro que nos permite adquirir otros objetos necesarios para la llegada de un bebé, como la ropa, carreola, etc.

Por otro lado, planificar el embarazo puede ayudar a reducir los abortos espontáneos en el primer trimestre, que suelen darse debido a que la mujer desconoce su estado y puede provocarlo accidentalmente con acciones cotidianas como tomar medicamentos, entre muchos otros escenarios.

Una vez que hemos decidido buscar el embarazo, debemos:

  • Evitar el consumo de bebidas alcohólicas y sustancias psicotrópicas, que pueden afectar a la formación de los gametos.
  • Dejar el cigarrillo y evitar el ambiente con humo de tabaco.
  • Mantener una dieta balanceada, rica en proteínas, verduras, frutas y grasas saludables, olvidando azúcar refinada, comida chatarra e industrializada.
  • Comenzar a tomar ácido fólico diariamente.
  • Conocer el estado de salud general de ambos y dar tratamiento a las posibles enfermedades que se padezca.
  • Abrir un fondo de ahorro para el futuro.
  • Se recomienda que la mujer se realice un perfil hormonal y otro tiroideo para conocer su nivel hormonal.

Si en tu familia o en la de tu pareja hay antecedentes de defectos congénitos en la familia, acude con un experto en Genética para valorar los riesgos.

Deja un comentario

*